Afiliados Elite 00 de 40
afiliados Hermanos
Directorio

Johann Liebert

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Johann Liebert

Mensaje por Johann A. Liebert el 2011-11-01, 10:40 pm


Johann Liebert
"Don't be afraid if you hear voices"


I feel no fear, I feel no fire


Nombre completo: Johann Amin Emmanuel Liebert.
Edad: 25 años.
Fecha de nacimiento: 4 de diciembre 1986.
Orientación sexual: Bisexual.
Nacionalidad: Ingles-Alemán
Grupo: Psicosis delirantes.
Enfermedad: Esquizofrenia.
Nivel social: Clase media-alta.



Apariencia Física

Avatar:


Descripción física: Cabello negro largo lacio, arriba de los hombros. Ojos oscuros y pequeños, pestañas en tamaño medio y cejas en el mismo color y poco pobladas. Nariz redonda, orejas promedio. Capacidad auditiva y del oído normal. Estatura por encima del 1.80, peso 7o kilos pero se ha demostrado que ha perdido un poco más de peso, manos largas y con vellocidad. Johann no es el estereotipo descendiente alemán de estilo caucásico, su apariencia es donación genética de su madre nacida en Estados Unidos. Dentadura auténtica, sin picadura de caries, se presenta un blanqueamiento en los dientes. Fuerza y agilidad promedio pero iracundo parece mucho más rápido de lo que es. A simple vista, se ve normal.
Spoiler:




Características Psicológicas

Descripción psicológica: Determinado, calculador y fuerte, tiene una gran voluntad para hacer las cosas. Es apasionado, celoso, resentido, rencoroso, compulsivo, obsesivo, obstinado y muy reservado con sus cosas, a la vez es vengativo. Odia los sentimentalismos -aunque muchos opinan que él es un sentimental-, tener que rememorar el pasado, a menos que sea una celebración por una victoria. Detesta perder. Es bravucón y eso lo suele meter en muchos problemas. Es emocional -todo el mundo debía tener un defecto- y fácilmente es herido o aludido; de hecho puede perder totalmente el genio al percibir, incluso erróneamente, que alguien le ha insultado. No sabe morderse la lengua, irónico, crítico, sarcástico. Agresivo en sus lapsus de enfermedad, paranoico, usa lenguaje antisonante.

No hay pareja que le haya durado, obstinado no acepta cambiar fácilmente y en su etapa sentimentalista le gusta que le mimen. Sus amistades deben aceptarle como es, pues sino les gusta, que miren a otro lado; por ello mismo él acepta a las personas como son. Lo único que no comprende es que la gente actúe de una manera y sea de otra, no acepta falsedades ni hipocresías, él puede mentir pero no que le mientan a él. Muy aferrado a lo qué cree es la realidad.


Virtudes: Su determinación en hacer las cosas, no es hipócrita, apasionado, sentimental, puede ayudar a un amigo cercano cuando lo necesite.

Defectos: Obstinado, rencoroso, mentiroso, obsesivo, celoso, agresivo...

Gustos: Le gusta la comida salada, el cigarro, el alcohol. Las películas, los musicales, las películas-musicales. La música alternativa-indie-rock-clásica. Los libros de época, los videojuegos. Adora salir a bailar y a divertirse en las discos.

Disgustos: La comida celosa, las películas de terror, libros del mismo género. Las pastillas, a menos que sean para dormir, los desodorantes ambientales, los lugares cerrados, el color blanco, los programas de ayuda social -estilo Oprah.- Las mascotas.

Manías: Ordenar sus cosas meticulosamente para saber cuándo alguien las toma. No usa reloj, llega puntualmente a sus citas, repetir una canción en su mente.

Fobias: Fobia a los gatos.

Debilidades: No sabes qué es real y que no, los gatos, las mujeres que se parecen a su tía, los musicales.


Historia Personal

Familia:

Grimmer Fausto Liebert: Su padre. Johann ha sido el azote de su padre durante años. Desde que era niño le pareció un niño extraño que prefería bailar a hacer cualquier otro tipo de deporte, consideraba que su madre lo mimaba demasiado por ser el primogénito cuando él quisiera que siguiera su profesión: Abogado corporativista. Le dejó en paz durante su infancia, era un hombre ocupado que salía y entraba de su vida por motivos de trabajo. En la adolescencia se intereso más tratando de inculcarle "ser un hombre" pero el chico parecía ganarse todas las papeletas de la rifa para meterse en problemas: Peleas en la escuela, atención dispersa, bajas calificaciones, desobediencia, insultos a figuras de autoridad; parecía querer hacerlo a propósito. A veces pelearon físicamente, como remedió, le mandó a un internado.

Rebecca Davne Miller: Su madre. Su primer hijo, siempre le consintió y le encantaba su gusto por la música, trató de enseñarle a tocar la guitarra pero jamás aprendió, se manejó muy poco en piano pero jamás destacaría en eso. A Becca le gustaba tenerlo en casa pero empezó a mortificarse por su comportamiento, en la primaria desechó la idea de que su hijo fuera malo y pensaba que otros niños lo instaban. En la secundaria decidió espiarlo pensando que se drogaba pero Johann siempre lo negó. Fumaba, y ella siempre le tiraba los cigarros. Su madre tenía poco control sobre él, así que a su lado Johann siempre hizo lo que quiso.

Sarah Helenn Miller: Tía-lesbiana-solterona. La hermana más pequeña de Becca. Estaba un poco chiflada igual que él -no igual que él pero lo estaba- le dejaba hacer lo que quisiera y le decía que debía explayarse en lo que sentía, le enseñó a bailar. Se llevaban 15 años exactamente. Salía con ella sin que le diera ninguna pena. Estuvo en contra de su internamiento.

Dieter Hugo Michael Liebert: Hermano fallecido... es difícil tener una relación con los muertos.

Mattew Sammuel Liebert: Hermano más pequeño, se llevan exactamente ocho años. Una relación fría, distante, no se han llevado bien desde nunca. No se hablan, no se mencionan, se son indiferentes en todas las formas existentes.

Historia:

Johann siempre fue una piedra en los zapatos de su padre, desde niño tenía problemas pero esas dificultades las tenía cualquier niño a su edad, no existía el hostigamiento infantil y eran normales las peleas, después de todo, eran peleas de infantes. Hizo una vez deporte, béisbol pero después le dejó, le chiflaba la música y el baile. Fue el primer hijo durante tres años, era la adoración de su madre y de su padre. Éste ultimo siempre le fastidiaba con cómo debía hacer y qué debía hacer peor por suerte trabajaba tanto que no estaba presente en ninguna ocasión. Fue expulsado un par de veces siempre con más amigos por hacer travesuras.

En la secundaria su padre se interesó más en él debido a que empezaba a fumar, tardó mucho en enterarse pues su madre y tía le servían de tapadera. Una con una disciplina insipiente y la otra incitándolo a que todo en la vida se debe probar para poder hacerle ascos. Johann tenía un mejor amigo, Alex; iban juntos a los videojuegos, fumaban, perseguían a las mismas chicas y salían a veces con hermanas, era como su hermano a pesar de que Johann tenía los suyos, se sentía muy desconectado de esos párvulos -como les llamaba.- Era bastante bravucón en la escuela y no dejo de serlo a pesar de que le mandaran a la enfermería en más de una ocasión. "Siempre hay que verlos a los ojos" Solía decirle a Alex, acerca de los matones de la escuela; que no seguía sus consejos porque no le gustaba el tono morado alrededor de su ojo. ¿En qué momento podría situarse el despertar de la esquizofrenia? Difícil de precisar, pero llamó la atención de maestros, directores, amigos y familiares cuando golpeó a un profesor en el aula. Johann dijo que simplemente alguien se lo dijo. Alex dejó de frecuentarle por prohibición de sus padres y Johann se sintió muy solo.

En casa tenían un pequeño gato que siempre le provocaba escalofríos y apenas si soportaba verlo, su madre decía que se debía a que uno le araño siendo muy pequeño. No había espacio suficiente para los dos en la casa, así que un día lo ahorcó y después lo lanzó al bote de la basura, no le echaron la culpa en esa ocasión porque nadie supo que fue él pero su hermano Michael lloró mucho por el animal. Su madre empezó a considerar que su hijo consumía drogas pero no sabía como abordarlo con él ni podía decirle a su marido pues ya en alguna ocasión había pegado a Johann por diversas razones. Lo ocultó hasta que se lo dijo una noche a su marido, para ese entonces Johann ya estaba en último año de la secundaria y su comportamiento no mejoraba. Grimmer lo obligó a hacerse exámenes toxicológicos que no revelaron presencia de ningún de ninguna droga. Johann estaba tan enojado con ellos que dejó de hablarles, y vació la licorera de su padre en un lugar más seguro, su garganta.

Tras ese coportamiento y su padre queriendo librarse de él, le encerró en un internado sólo de varones. Fue lo mejor que le pudo haber hecho ¿su padre tenía alguna idea de cuánta libertad tenía en ese lugar? Escapaba en ocasiones con compañeros para irse divertir en la ciudad. Le tenían más controlado y no le permitían sus exabruptos, por lo que muchas veces permanecía castigado. En su interior Johann sospechaba que algo no estaba bien, a menudo se confundía de personas o de lugares, con recuerdos que otros aseveraban que no habían sucedido o con pesadillas demasiado vividas. Sus amigos aconsejaban que dejara las drogas y no le creían cuando decía que no las probaba. El enfermero de la institución decía que tenía ataques de ansiedad por lo que le recetó unas pastillas, junto con otras para dormir, para que se tranquilizara. Johann se hizo adicto a ambas y no podía dormir sino era por obra y gracia de éstas mismas. Su comportamiento, en cierta forma, mejoró por lo que hasta sus padres se sintieron contentos por él.

Johann salió de la academia para ingresar a una escuela de artes. Parecía que todo podía volver a una normalidad, aún cuando su relación con la familia fuera muy deteriorada. Su tía se volvió su mejor amiga-aliada contra sus propios padres y a menudo se quedaba a dormir con ella. Fue a Sarah a quien le reveló que había mantenido un noviazgo con un chico de la academia, uno que terminó cuando dejaron de verse y ahora quería una novia. Para su mala fortuna, junto con la salida del internado se le acabaron las pastillas y no era tan fácil conseguir más sin una receta pues no eran como las pastillas para dormir. Pidió ayuda a su tía que le consiguió unas que no tenían tan buen efecto, a decir verdad. Sarah le aconsejó dejarlas pues no las necesitaba, no estaba enfermo y las artes eran buena ayuda.

Se fue de la casa durante un semestre entero con dinero que sus padres sospechaban, les había robado a ellos mismos, no supieron demasiado de él. Sarah no estaba preocupada, sabía que se encontraba en Escocia o Irlanda. Cuando volvió a casa, su padre le puso un alto, consideraba que ya era mayor y debía hacerse cargo de si mismo. Él quería ser actor-bailarín y explotó en una conversación por su futuro.

Fue una tarde en su casa, presa de una alucinación que acuchilló a su propio hermano y después saltó por la ventana del segundo piso de su casa. Posiblemente su familia jamás se lo perdonó, y aún cuando lo fueron a ver al hospital, su relación estaba rota. Johann juraba que no había hecho daño a Michael, quién ni siquiera estaba ahí. Un psicólogo perteneciente al juzgado valoró su estado como Paranoia y un fuerte caso de Bipolaridad pesé a que otros médicos opinaban de manera diferente. Aunque no fuera la cárcel debía internarse y así fue como su familia le llevó a un hospital.


Datos extra:
  • Su obra favorita es, Wicked.
  • Sabe hablar alemán.
  • Sus cigarros favoritos son los de liar.
  • No se droga, ya considera enferma la realidad.
  • Jura y perjura que no mató a su hermano.

Volver arriba Ir abajo

Re: Johann Liebert

Mensaje por Samantha Douball el 2011-11-02, 7:25 am


Bienvenido, espero te diviertas en el foro!

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.